dissabte, de juliol 31, 2010

Com ens veien a l'any 1919

San Antonio de Vilamajor, componen esta población 2 plazas y 8 calles con un total de 230 casas y 1.000 habitantes. Empiezan á construirse -torres en este término y a mejorar las demás casas del vecindario.

Tiene alcaldía y parroquia propias desde últimos del siglo XVIII. Fue antes un arrabal de San Pedro de Vilamajor, conocido muy antiguamente por Vila-Goma.

Dice la tradición que en ella y en la casa llamada Mesades, nació Alfonso I, primer rey de la Confederación Catalanas-Aragonesa que tuvimos los catalanes. Ningún testimonio se ha encontrado hasta ahora que lo confirmara, pero sí, uno, que consiste en un. albarán de las cuentas que llevaba el escribano particular de los padres suyos y donde anotaba los viajeros que iban a visitar al conde Ramón Berenguer IV y a la Reina Petronilla, su mujer, durante las temporadas que pasaba en el palacio de Vilamajor (seguramente S. Pedro) y todo cuanto comían y gastaban irnos y otros, incluso para mantener a las aves de que se servían para la caza, en el cual figura una ó dos partidas de regalos que hizo la reina a la nodriza de su hijo, llamado. Loreta, residente en Vilamajor, lo que prueba que le criaron allí.

Pedro I abolió á los habitantes de Vila-Goma los malos usos más abominables de aquella época designados por intestia, cugutia et exorquía. Les hizo ademéis la concesión de una feria anual y La de aguas para pegar las tierras del término.

Jaime I libróles de ciertas décimas que debían pagar por razón de aceitunas, uvas, etc., que se recolectaban en los campos.

Puede verse la capilla de S. Lley donde hay un sepulcro de un obispo que fue paborde de una. antigua cofradía establecida allí, los sillares ó basamento de una fortaleza romana cercanía al- Sot de dona morta, y un grupo escultórico románico que hay existente en la fachada de- Can Gol de La Torre.

Vale la pena de llegarse al pueblo de S. Pedro distante veinte minutos, donde el turista podrá examinar una lápida del siglo X empotrada a la derecha del portal de la iglesia y el retablo del altar mayor del templo, suntuosa obra del celebre pintor catalán Juan Gasco, según. P. de Sagarra, de primeros del siglo XVI. También es curiosa la inscripción del mausoleo de la familia Soler de Vilarrasa levantado junto al campanario románico.

Cap comentari: